Vuelo 19:00h de 15/01/2022

Vuelo 19:00h. de 15/01/2022

Tenía en aquellos tiempos 38, las 15:15 horas en una mesa llena de papeles gestionando con el equipo lo mejor de la peatonalización de la calle principal de la Ciudad, “Calle Larios”, cuando sonó el teléfono.

Días de fiebre, dalsy y apiretal no conseguían bajar tu temperatura.

Llamada que cambió mi Vida, o mejor dicho mi Muerte en Vida.

Abandoné aquella mesa redonda inundada de papeles, planos y propuestas, a mis compañer@s y volé al hospital materno infantil.

Jamás volví a sentarme alrededor de esa mesa llena de ilusión por una Málaga mejor y cambié aquel sillón de Presidente por el sillón de una de las habitaciones del hospital con otra ilusión y muchísimo miedo por las circunstancias que estaban aconteciendo.

Hoy hace 15 años que nos despedimos con un “hasta dentro de un ratito”.

Hoy hace 15 años que nací a la Vida como si de Ti dependiera mi nacimiento a esta realidad, a esta Verdad.

Puede que invirtiéramos los roles y te convirtieras en mi referente como lo es un padre para su hijo, en mi guía o mi Maestro para encarnar en mi verdadero Ser y dejar morir aquel que creía ser y jamás fui.

A lo largo de estos años mi querido hijo has sido presente a cada segundo, cogiendo mi mano y sosteniendo a quien sostiene a otr@s much@s que como Tú partieron, a sus padres, hermanos o familiares.

Hoy y desde aquel día fuimos y somos Uno en Esencia y aunque no pueda sentir tu físico siento tu Alma en la unicidad con la mía.

Hoy tienes 24 años, eres un niño mimado de Dios al que le encomendaron ser mi hijo y enseñarme, ser mi hijo y amarme desde el sacrificio de saber que te marcharías pronto habiendo realizado a la perfección tu misión de vida, poniéndome por delante la mía y dirigiendo mis pasos hacia la Incondicionalidad del Amor, siendo Siervo de Dios.

Sabes?, yo también quiero ser un niño mimado de Dios aquí en la tierra como Tú lo eres en el Cielo.

15 años en los que a veces quise irme contigo y dejar este mundo de mentiras, vacío de valores y verdades, en los que sin añorarte me apeteció desprenderme de mi físico y volar junto a ti.

Hoy ya no, hoy ya se volar Contigo, ya no siento nostalgia porque me permites volar a tu Cielo y compartir desde otro lugar, experimentar lo inimaginable para la mente humana, disfrutar de tus 24 y de tod@s aquell@s que volvieron al hogar a lo largo de los años.

Como cada 15 de enero pongo en palabras escritas lo que cada día hago desde el silencio, porque, que es una fecha?, solo un momento de nuestra eternidad que se quiere traer al presente para olvidarnos del aquí y ahora.

Cada 15 de enero ocurre algo diferente, como cada día, cada 15 de enero solo será el día en el que nos dijimos desde el silencio, “SIEMPRE JUNTOS”.

Algún 15 de enero de algún tiempo yo también partiré a tu lado y seguiremos volando con vuelos rasantes en la tierra para seguir sembrando semillas de amor en los corazones de las gentes.

Hasta que llegue ese día seguiré siendo 15 de enero en la tierra y un niño mimado de Dios en el Cielo.

GRACIAS HIJO MIO

TE AMO

Volamos?

Por: Andrés Olivares pilotodeemociones

Compartir:

Deja un comentario